Junto al vicepresidente 1º de la Legislatura porteña, Cristian Ritondo, descubrí la placa que declara sitio de interés cultural al café San Bernardo, ubicado en la Avenida Corrientes 5436, Villa Crespo.

Además, estuvieron presentes los propietarios del lugar y Hugo Tornese, presidente de la Junta, quien hizo una reseña histórica del café y agradeció el reconocimiento del Parlamento de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Vengo de un barrio con mucho sentido de pertenencia, que sus habitantes llaman República. Sé que este bar es sinónimo de Villa Crespo y que aquí hay pertenencia, raíces y recuerdos. Por eso tomé esta iniciativa. Es muy grato ver el cruce generacional que se da en este espacio. El respeto a los mayores. El lugar de lo jóvenes, creado por ellos y no impuesto.

“El San Bernardo denota una historia y un presente de tango, barrio y tradición”, sostuvo Ritondo, en referencia a la foto de Carlos Gardel que se aprecia en la barra, a los trofeos expuestos y a los vecinos presentes en el acto.

Luego de los discursos, recibí el “diploma de honor” por parte de Tornese, por la contribución a favor de preservar la identidad barrial.

El San Bernardo es un café con un emblemático salón de 800 m2. Con estampa porteña, situado sobre el circuito turístico del barrio porteño de Villa Crespo, circuito comercial a cielo abierto.

Por este café de más de 100 años han pasado orquestas como las de Paquita Bernardo, en la que tocaba el Maestro Osvaldo Pugliese, y otras como la Orquesta Típica Gennaro Espósito. Celedonio Flores, poeta y letrista, le dedicó un poema.